Sigue la ola polar: hay alerta roja por frío extremo en el norte del país

Sigue la ola polar: hay alerta roja por frío extremo en el norte del país

Chaco y el nordeste de Santiago del Estero son las zonas marcadas como la de mayor riesgo, pero también hay regiones de otras siete provincias con alertas por frío.

 

En los últimos días, el frío ha sido uno de los principales temas en la agenda de los ciudadanos argentinos, con el paso de una ola polar que ha provocado heladas y temperaturas inusualmente bajas en todas las regiones del país.

Esto es así al punto de que el Servicio Meteorológico Nacional (SMN) ha emitido alertas por frío para varias provincias en las últimas 48 horas.

El martes, hubo regiones puntuales de 15 provincias con alerta amarilla o naranja: Mendoza, San Luis, Córdoba, La Rioja, Catamarca, Tucumán, Jujuy, Salta, Formosa, Chaco, Santiago del Estero, Santa Fe, Entre Ríos, Corrientes y Misiones.

Mientras que para este miércoles, la cantidad de provincias con alertas es menor, pero hay zonas de Chaco y Santiago del Estero con riesgo de frío alto a extremo.

alerta temperatura frio smn

EL FRÍO, UNA AYUDA CONTRA LA CHICHARRITA

En general, según diversos reportes que han circulado en las últimas horas de entidades públicas y privadas, las temperaturas en las zonas productivas se han ubicado entre -3° y -6°.

Esto, de acuerdo con un reporte de la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR), configura una gran noticia para ayudar a frenar a una de las principales amenazas que tiene el campo argentino en este momento: la chicharrita del maíz.

minimas SMN ultimas 48 hs

“El aire frío comenzó a ingresar al país el jueves y viernes, trayendo consigo lloviznas y un marcado descenso térmico. Las bajas temperaturas se extendieron no solo en el centro del país, sino también hacia el norte, alcanzando provincias como Chaco, Santiago del Estero y Corrientes”, consignaron desde la entidad rosarina.

frio zona nucleo

Y precisaron que uno de los impactos positivos de este frío intenso es la reducción de la población de chicharritas, una plaga que ha afectado gravemente a los cultivos de maíz en la región núcleo.

“Las temperaturas bajo cero y las heladas ayudan a disminuir la presencia de esta plaga, lo que podría resultar en menores daños a los cultivos en futuras temporadas”, mencionaron.

De todos modos, como estaba previsto, a partir de este miércoles comenzarían a aumentar las temperaturas y se acabaría esta ola polar momentánea, aunque se estima que ya las condiciones otoñales e invernales se han establecido firmemente, indicando la continuidad de este patrón climático en las próximas semanas.

POR LAS HELADAS, SUBAS DE PRECIOS

En tanto, una consecuencia negativa de la sucesión de heladas es que en algunas zonas del país han afectado la producción en los cinturones hortícolas, por lo que se dispararon los precios de algunas verduras.

En Buenos Aires, por ejemplo, se reportan subas del 200% en cultivos como tomate, zapallito y morrones, que llegaron hasta un tope de $ 8.000 por kilo.

Entrada 2

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetuer adipiscing elit. Aenean commodo ligula eget dolor. Aenean massa. Cum sociis natoque penatibus et Read more

Entrada clima 1

"Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua. Ut Read more

Entrada clima 2

"Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua. Ut Read more

Entrada clima 3

, dots: true, dotsSpeed: 1200, rtl: false, }); });
Se prevé una reducción de lluvias durante junio y julio

Se prevé una reducción de lluvias durante junio y julio

Las temperaturas del océano Pacifico disminuyeron significativamente en las últimas semanas y se da por finalizado el evento El Niño 

Las temperaturas de la porción central del océano Pacífico sufrieron un notable enfriamiento en las últimas semanas, si se  comparan con los últimos meses de de 2023, por lo que se estaría dejando atrás definitivamente el evento El Niño.

Las temperaturas actuales del océano son las normales para esta época,  lo que da el marco para el desarrollo de una situación neutral que se podría proyectar a mayo, junio y julio.

En función de este contexto, Leonardo de Benedictis, meteorólogo de AZ-Group, pronostica que en lo que resta de mayo caerían sustancialmente las lluvias para la mayor parte de la Argentina, mientras que los acumulados se ubicarían por debajo del promedio en junio y julio (ver mapas).

Para Brasil, durante lo que resta de mayo se esperan registros de lluvias cercanos a los promedios, excepto en la porción central, donde las precipitaciones serán menores a la media histórica, un comportamiento que se podría proyectar a junio y julio.

En Estados Unidos, luego de las condiciones de escasez de humedad durante abril, se prevé que las lluvias comiencen a mejorar en mayo y junio en la mayor parte del territorio. No obstante, durante el verano, el territorio de ese país mantendrá temperaturas superiores a los niveles medios.

TENDENCIA DE ANOMALÍA DE LLUVIAS:

 
Informe de la consultora de AZ-Group

Entrada clima 1

"Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua. Ut Read more

Entrada clima 2

"Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua. Ut Read more

Entrada clima 3

, dots: true, dotsSpeed: 1200, rtl: false, }); });
Heladas: qué dice el pronóstico para el próximo trimestre

Heladas: qué dice el pronóstico para el próximo trimestre

Las perspectivas indican que en el área central del país, Patagonia y norte argentino, se transitaría con condiciones térmicas normales, a excepción del este de Buenos Aires y Entre Ríos donde prevalecerían condiciones más frías.

Si bien en otoño suele ser normal la entrada de masas de aire frío, este año a diferencia del año pasado el descenso de las temperaturas fue marcado y poco común para mayo. En esta misma línea, los pronósticos climáticos anticipan que el final del otoño e inicios del invierno podría ser más frío que los que suele ocurrir, en especial, en el este de Buenos Aires y Entre Ríos. Frente a este escenario, especialistas del INTA analizan los pronósticos y anticipan el impacto que podría tener en las plagas y enfermedades.

Pablo Mercuri –director del Centro de Investigación de Recursos Naturales (CIRN) del INTA- indicó: “Durante los últimos 20 años han prevalecido inviernos más benignos que lo normal (Temperaturas medias invernales por encima de los valores históricos, si se consideran las series de años 1960-2000), lo que ha contribuido a que muchos insectos vectores, plagas y patógenos de áreas tropicales y subtropicales amplíen hacia el sur sus áreas de incidencia, alcanzando latitudes de zonas templadas”.

Ante la perspectiva de un invierno normal y la ocurrencia de heladas con distribución territorial temprana y acorde a la climatología esperada para esta estación del año, “es una condición promisoria que podría limitar la expansión de malezas y diferentes plagas, que han logrado prevalecer los últimos años, como podría ser el caso de la chicharrita Dalbulus maidis (vector de los fitopatógenos causantes del achaparramiento del maíz), tema que se encuentra actualmente en estudio y sobre el cual el INTA apunta a generar mayores precisiones próximamente”, afirmó Mercuri.

En esta misma línea, Natalia Gattinoni, especialista del Instituto de Clima y Agua del INTA, explicó: “Según datos del Servicio Meteorológico Nacional (SMN) y el INTA, el mes de abril finalizó con 1 a 3 días con temperaturas por debajo de los 3°C, comenzando a mostrar los primeros indicios de ocurrencia de heladas agrometeorológicas”.

En esa línea, indicó que “en esta primera década del mes de mayo las temperaturas mínimas más bajas se ubicaron por debajo de los 2°C en gran parte de la región Pampeana, Cuyo, NOA y Patagonia; mientras que las temperaturas por debajo de 0°C se registraron sobre el sur de Buenos Aires, sur de Córdoba, La Pampa. Incluimos también a Cuyo y Patagonia”.

Según la información histórica, la fecha de ocurrencia de las primeras heladas meteorológicas en el sur de región Pampeana y sur de Cuyo, suele darse en promedio entre el 1 y el 15 de mayo. Mientras que en la segunda parte del mes suelen observase en promedio las heladas en el resto de dichas regiones.

Los datos climáticos -para gran parte del litoral y norte argentino- anticipan que la fecha de ocurrencia de heladas meteorológicas es anterior a la fecha media. Gattinoni hizo hincapié en que “la ocurrencia de heladas puede anticiparse teniendo en cuenta factores meteorológicos como la temperatura del aire, la humedad relativa y la velocidad del viento”. Generalmente, las heladas son más probables durante las noches despejadas y con poco viento, situación que permite que la tierra pierda calor y se enfríe más rápido.

Sobre la posibilidad de pronosticar una helada, la especialista señaló que “la precisión de los pronósticos meteorológicos disminuye a medida que se alejan en el tiempo”. Es decir, “los pronósticos a corto plazo (de 1 a 5 días) suelen ser más precisos que los pronósticos a largo plazo. Por lo tanto, es recomendable consultar pronósticos actualizados regularmente para obtener la información más precisa sobre la posibilidad de heladas o descensos térmicos marcados”, concluyó Gattinoni. Y agregó: El invierno pasado fue más cálido que los inviernos históricos y la frecuencia de días con heladas fue menor que los valores esperados en gran parte del centro y norte argentino”.

De acuerdo con la meteoróloga, “el pronóstico climático trimestral elaborado desde el SMN indica que, para el área central del país, Patagonia y norte argentino, existen mayores chances de transitar un trimestre en condiciones térmicas normales para la época, excluyendo el este de Buenos Aires y Entre Ríos donde prevalecerían las condiciones medias más frías”. Además, destacó que “los pronósticos de temperaturas mínimas extremas están indicando una mayor frecuencia de temperaturas bajas, especialmente sobre el centro y sur del país”.

En agronomía, el concepto de helada agrometeorológica corresponde al descenso de la temperatura del aire por debajo de los 3°C registrados a 1.5 metros en abrigo meteorológico. Este umbral está asociado a valores de temperatura cercanos o inferiores a los 0°C a nivel del suelo, que darán las condiciones para la ocurrencia de helada.

Pronóstico de heladas
El Instituto de Clima y Agua pone disposición del productor herramientas para el seguimiento de la ocurrencia de heladas y de bajas temperaturas. El pronóstico de heladas se actualiza los miércoles de cada semana junto con el informe agrometeorológico semanal y puede consultarse en la página web. “Se extiende a seis días y se obtiene a partir de la adaptación e interpretación del modelo meteorológico GFS (temperatura del aire a 2 metros del suelo)” indico Vanesa Ramis pronosticadora del instituto.

También se cuenta con el pronóstico agrometeorológico desde la página http://siga.inta.gob.ar/#/forecast , donde cada usuario puede seleccionar su ubicación y cultivo de interés y su etapa fenológica, para obtener información de pronóstico local junto con indicadores como umbrales de temperaturas críticas.

Complementando la información de las estaciones meteorológicas, desde información satelital podemos tener el registro de las temperaturas en superficie desde la página https://sepa.inta.gob.ar/productos/eventos_extremos/heladas/

Entrada 2

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetuer adipiscing elit. Aenean commodo ligula eget dolor. Aenean massa. Cum sociis natoque penatibus et Read more

Entrada clima 1

"Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua. Ut Read more

Entrada clima 2

"Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua. Ut Read more

Entrada clima 3

, dots: true, dotsSpeed: 1200, rtl: false, }); });
Lluvias del fin de semana: lo bueno, lo malo y algo más sobre su impacto en la región núcleo

Lluvias del fin de semana: lo bueno, lo malo y algo más sobre su impacto en la región núcleo

Cristian Russo, jefe de la Guía Estratégica para el Agro de la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR), analizó cuáles fueron las localidades más afectadas por las precipitaciones

Desde el pasado viernes hasta el lunes a la mañana, la región núcleo viene experimentando lluvias continuas y abundantes, con acumulados que en algunos puntos superaron los 140 milímetros. Este fenómeno, atribuido a un centro de baja presión atípico y muy estacionario sobre el centro del país, ha modificado los patrones de precipitación habituales en la región.

Localidades como Monte Buey y Guatimozín han registrado precipitaciones de 140 y 128 milímetros respectivamente, mientras que Godeken y Junín no se quedaron atrás con 120 milímetros cada una. Este patrón de lluvias es inusual para la época y ha sido más intenso en zonas que no suelen recibir tan elevados acumulados de agua.

La seguidilla de lluvias presenta desafíos para el sector agrícola, especialmente en medio de la cosecha de soja, ya que los suelos extremadamente saturados y los caminos dañados complican las labores agrícolas. Lo bueno es que este episodio incrementa las reservas de agua de cara a la próxima campaña de trigo, en un contexto donde se anticipa una fase de Niña que podría traer condiciones más secas en el futuro.

Cristian Russo, jefe de la Guía Estratégica para el Agro de la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR), advirtió sobre los efectos a largo plazo de estas precipitaciones y la necesidad de prepararse para más días de lluvia, posiblemente hasta el martes, con la esperanza de una mejora progresiva en las condiciones meteorológicas.

Lluvias del fin de semana: el top 5

Localidad Precipitación Acumulada (mm)
Monte Buey 140
Guatimozín 128
Godeken 120
Junín 120
Montes de Oca 114

Entrada 2

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetuer adipiscing elit. Aenean commodo ligula eget dolor. Aenean massa. Cum sociis natoque penatibus et Read more

Entrada clima 1

"Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua. Ut Read more

Entrada clima 2

"Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua. Ut Read more

Entrada clima 3

, dots: true, dotsSpeed: 1200, rtl: false, }); });
Las lluvias fueron excesivas y se reportaron pérdidas productivas

Las lluvias fueron excesivas y se reportaron pérdidas productivas

Las precipitaciones afectaron al sur de Santa Fe; los eventos dejaron campos inundados y complicaciones en la ganadería

Las lluvias de marzo fueron importantes hasta el momento.En los primeros 15 días se registró un acumulado de agua igual al que suele darse en todo el mes.

Esta situación generó pérdidas productivas, reportaron los productores del sur de Santa Fe. La Sociedad Rural de Rosario (SRR) realizó un relevamiento de la situación y señaló que hubo registros mayores a 350 milímetros.

“Este fenómeno climático produjo pérdidas productivas, que aún no se evaluaron, ya que se observaron cultivos cubiertos por agua, próximos a cosechar. A nivel ganadero, en la zona la cría de animales se realiza a la vera de los arroyos, donde se reportaron desapariciones, al ser estos arrastrados por las fuertes corrientes de agua”, destacó el informe.

Por otra parte, los productores manifestaron que al estar saturado de agua el suelo, se hacen muy dificultosos los pastoreos y el manejo de los establecimientos dedicados a la producción láctea. La entidad rosarina expresó que se trata de un momento dramático para las zonas rurales.

“Esta situación redundará, seguramente, en una disminución de la producción agropecuaria respectiva”, informó la SRR. A pesar de este escenario, en la zona núcleo se esperan 600.000 toneladas más de soja. 

La Bolsa de Comercio de Rosario sostuvo que la estimación es de 18 millones de toneladas. El maíz también espera una buena cosecha, aunque el ataque de chicharrita afectó los rendimientos.

Para la SRR, luego de 3 años de sequía intensa, se producen lluvias arrasadoras, por lo que la actividad está expuesta a la falta de precisión hasta el último momento. De esta manera, el sector tiene dificultades para desarrollar una estrategia.

“Cabe destacar que, el otoño es el mes de inestabilidad climática, cuando las lluvias corrientes son necesarias para completar el perfil de agua en el suelo y preparar las tareas productivas, pensando en la próxima cosecha fina y siembra de verdeos y pasturas”, comentó la entidad.

Sin embargo, los volúmenes de lluvia que cayeron, se acercan a la media anual. La agricultura deberá esperar que el agua baje para conocer las pérdidas exactas, mientras que la ganadería deberá seguirse de cerca.

Entrada 2

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetuer adipiscing elit. Aenean commodo ligula eget dolor. Aenean massa. Cum sociis natoque penatibus et Read more

Entrada clima 1

"Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua. Ut Read more

Entrada clima 2

"Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua. Ut Read more

Entrada clima 3

, dots: true, dotsSpeed: 1200, rtl: false, }); });
El clima augura un final cómodo para la gruesa y un buen inicio de la fina

El clima augura un final cómodo para la gruesa y un buen inicio de la fina

Así lo anticipa la Bolsa de Rosario en un reciente informe, en el que también se menciona que empezó la cosecha de maíz temprano con rindes buenos, «pero no tan buenos»

Según reportó la Bolsa de Comercio de Rosario, el pronóstico del tiempo anticipa lluvias para los próximos días. En un reciente informe se relevó la opinión del consultor Elorriaga, que anticipó que “marzo continuaría consolidando el actual patrón de lluvias, permitiendo un cómodo final de la gruesa y un buen comienzo de acumulación de humedad para la fina”.

En el mismo documento, la BCR planteó que el comienzo de la cosecha del maíz temprano, en el que inicialmente los productores esperaban rindes promedio de 110 qq/ha, arroja resultados en torno a los 100 qq/ha, una cifra que, aunque respetable, refleja las consecuencias de la última ola de calor.

El inicio de la cosecha de maíz reveló que, aunque algunos lotes alcanzaron rindes cercanos a los esperados, la mayoría ha debido ajustar sus expectativas a la baja debido al estrés térmico sufrido. No obstante, ciertas zonas como Corral de Bustos y Carlos Pellegrini se mantienen optimistas, proyectando rindes que podrían igualar o incluso superar las estimaciones previas a la ola de calor.

En cuanto al maíz tardío, que ha ganado participación debido a un cambio en las precipitaciones, se presenta una mezcla de resultados. Mientras algunas áreas han logrado minimizar el impacto del estrés térmico, otras anticipan reducciones significativas en los rindes esperados.

Por otro lado, la soja, tanto de primera como de segunda, muestra una recuperación tras las recientes lluvias. Aunque la ola de calor entre enero y febrero dejó su marca, las precipitaciones han permitido mejorar las condiciones del cultivo y, con ello, las expectativas de rinde.

Entrada 1

Este es u texto de encabezado para probar cómo queda Lorem ipsum dolor Read more

Entrada clima 1

"Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua. Ut Read more

Entrada clima 2

"Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua. Ut Read more

Entrada clima 3

, dots: true, dotsSpeed: 1200, rtl: false, }); });